Enero al calor de Sant Antoni  - Nivia Born Boutique Hotel
Scroll

Enero al calor de Sant Antoni 

 

Enero da paso a una de las celebraciones más populares de la isla: Sant Antoni. En torno a esta festividad, muy arraigada en pueblos como Manacor, Artà y Sa Pobla, se organizan múltiples actividades en las que las hogueras, los dimonis, las gloses, los correfocs, los fuegos artificiales y el mejor ambiente se apoderan de las calles de Mallorca.  

En la víspera de Sant Antoni (16 de enero), los mallorquines se reúnen alrededor del fuego para torrar productos típicos como la sobrasada, la longaniza o los botifarrons envueltos en el jolgorio desatado por el sonido de las ximbombes (zambombas) y la danza de los dimonis y caparrots (cabezudos). Todo el mundo sale a la calle en una de las noches más mágicas del año. 

Recetas con gran tradición 

La gastronomía local cobra especial relevancia durante estos días con recetas como la espinagada, una empanada rectangular típica de estas fechas (originaria de Sa Pobla) que acostumbra a rellenarse de verduras (la espinaca suele ser protagonista) y anguila, musola, gató o lomo. Esta última se acompaña casi siempre de col.   

Para la preparación de la espinagada (siempre un poco picante) es necesario elaborar una pasta a partir de cerca de medio kilo de harina de panades (emplear la que admita), un vaso de agua y otro de aceite. Las anguilas (1 kg aprox.) que se integrarán en el relleno se dejan reposar una noche, una vez condimentadas con aceite, perejil, ajos, pimentón rojo y pebre bord. Al día siguiente, se extiende la masa con forma de rectángulo y se cubre con una capa de verduras, a la que se añade la mezcla de anguilas y una nueva cama de verduras. Para el relleno vegetal, se emplea un manojo de acelgas, dos cebollas tiernas, cinco alcachofas, un manojo de espinacas, unos 100 gramos de guisantes y pimentón rojo picante. Antes de cocerse en el horno (una hora aproximadamente; el primer cuarto de hora a mayor temperatura), debe taparse la empanada, dejando bien sellados los vértices. 

Las cocas de pimientos rojos (a menudo cubiertas con lomo de cerdo) y las de verduras, con acelgas, ajo, perejil y tomate tampoco suelen faltar en las fiestas de Sant Antoni. Es tradición que las familias las preparen los días antes de la esperada revetla, cuando comienza la degustación.  

Para entender los orígenes de Sant Antoni, es necesario remontarse al pasado agrícola de la isla, cuando los isleños veneraban al patrón de los animales que, por entonces, eran esenciales para el campo. En la actualidad, siguen celebrándose las Beneïdes el 17 de enero (Sant Antoni), un ritual que consiste en la bendición de los animales. En Palma tiene lugar un gran desfile que empieza en la explanada de la Catedral y termina en la calle Sant Miquel. 

 

Menú

reserva ahora en esta web y disfruta de VENTAJAS eclusivas
Mejor precio garantizado
Early check in y late check out

(sujeto a disponibilidad)

Cápsulas Nespresso de cortesía
Regalo de bienvenida
Agua de cortesía
Recogida en aeropuerto

reservando The Hidden Suite

Botella de Moët a la llegada

reservando The Hidden Suite

Comunicación anticipada de promociones
Caja fuerte gratuita
Inscríbete a nuestra newsletter